Soluciones Alternativas

Modificación del Préstamo

Negociación de Deudas

Para individuos o corporaciones que no son elegibles o no desean declararse en Bancarrota, nuestra oficina ofrece una Alternativa de Negociación de Deuda. Este proceso incluye acuerdos fuera del tribunal que requieren pagos de una suma global a acreedores para liquidar la cuenta con ellos.

Se debe de enfatizar que puede haber consecuencias de impuestos sobre la deuda descontada (condonada). La condonación de deuda puede ser considerada como ingreso por el IRS. Esto significa que usted será responsable de pagar el impuesto sobre la cantidad que se descuenta de su deuda, a menos que se puedan aplicar ciertas excepciones.

Transferencia de Escritura en lugar de Ejecución Hipotecaria

Bajo ciertas circunstancias, su acreedor hipotecario puede acordar que usted le transfiera voluntariamente el título de la propiedad a favor de éste, lo cual puede ayudar a evitar el impacto de una ejecución hipotecaria en su puntaje crediticio. Esto también beneficia al acreedor hipotecario ahorrándole tiempo, dinero y esfuerzo al no tener que pasar realmente por el proceso de ejecución de la hipoteca y desalojar de la propiedad al deudor e incurrir en gastos como honorarios de abogado, honorarios de fideicomisario, y costos de desalojo. Esto es lo que se considera una venta de propiedad a favor del acreedor hipotecario. Puede haber consecuencias de impuestos. Este es un procedimiento que no se practica con frecuencia.

Acuerdo de readecuación de préstamo 

Es posible detener una venta de ejecución hipotecaria sin tener que presentar una petición de bancarrota. Un acuerdo de readecuación es aquel que se realiza entre el acreedor y el deudor, por medio del cual el acreedor aprueba un plan de pago para que el deudor pueda ponerse al corriente con los pagos del préstamo de la hipoteca que están atrasados.

Un acuerdo de readecuación, es un plan de pago que tiene como propósito permitirle al deudor actualizarse con sus pagos atrasados en un periodo corto de tiempo. Adicionalmente al pago de dicho plan, el deudor tendrá que seguir pagando las amortizaciones mensuales regulares del préstamo de la hipoteca. Todo esto, en un esfuerzo de poner el préstamo al corriente. De tal manera, la compañía hipotecaria aplazará la ejecución de la venta para dar la oportunidad al deudor cumplir con el plan de pago. Un acuerdo de Readecuación de deuda es un recurso a utilizar cuando en el pasado, el atraso de la hipoteca fue causada por una pérdida de ingreso temporal, y en el presente el deudor cuenta con la capacidad económica de cubrir los pagos. Si el Deudor no puede hacer el pago del préstamo de la hipoteca y los pagos adicionales del plan, entonces el acuerdo de readecuación seguramente no será aprobado por el acreedor.

Este plan es generalmente a corto plazo, y exige que el deudor se actualice en un período de entre 6 a 18 meses. Si la propiedad en ejecución hipotecaria es parte del acuerdo, entonces se aplaza la ejecución de la hipoteca - no se lo cancela- y si el deudor se atrasa en el plan de pago, el acreedor tiene el derecho de continuar con la ejecución de la hipoteca. Generalmente no se hace ninguna modificación al préstamo, tampoco se reduce la tasa de interés ni se reduce el saldo total del préstamo. Algunos confunden un acuerdo de Readecuación con una modificación de préstamo pero ambos, son totalmente diferentes. Un acuerdo de Readecuación es relativamente fácil de conseguir pero difícil de pagar.