Acerca del Proceso de Bancarrota en California

El Proceso del Capítulo 7

Un Caso de Bancarrota Capitulo 7 típicamente se completa dentro de un período de cuatro (4) meses. A continuación haremos un breve resumen del proceso de un Capítulo 7 de bancarrota:

1. Hacer una cita y venir a una de nuestras oficinas para recibir una consulta gratis con uno de nuestros abogados con experiencia en bancarrota. Después de determinar la mejor solución a su situación, usted podrá retener nuestros servicios legales. Nosotros lo guiaremos por el proceso y lo representaremos bajo las leyes federales de bancarrota.
2. Lo inscribiremos para participar en un curso de educación de crédito para el deudor, mismo que es obligatorio y que usted puede hacer por el teléfono o en línea. Cualquier persona que presenta una petición de bancarrota debe cumplir con este requisito. Antes de presentar un caso de Capítulo 7, usted debe tomar parte en una sesión de asesoría de crédito telefónica o por internet a través de una institución autorizada. Posteriormente, también se le requerirá completar otro curso instructivo con respecto a gestiones financieras personales antes de la liquidación de su deuda.

3. Para preparar el caso, usted tendrá que proporcionar la siguiente información:

  • Una lista de todos los acreedores y la cantidad y la naturaleza de sus reclamos
  • La fuente, cantidad, y frecuencia de los ingresos de usted y de su cónyuge (6 meses de talones de cheques)
  • El saldo de pensión, jubilación, IRA, 401k, participación en ganancias
  • Copia de seguro de vehículo
  • Prueba de seguro de automóvil
  • Una lista de todas sus propiedades
  • Documentos de gravamen hipotecario
  • Una lista detallada de sus gastos mensuales, es decir, de alimento, ropa, casa, luz, impuestos, transporte, medicina, etc.
  • Estado de cuenta del banco con el saldo a la fecha de presentación del caso ante el Tribunal
  • Los últimos dos años de declaraciones de impuestos

Presentar la petición, detendrá todos esfuerzos de cobranza por parte de los acreedores.

4.   Toma típicamente cerca de una (1) semana para preparar su caso. ¡Casos de Emergencia como: Ejecución de una hipoteca, Recuperaciones por parte del acreedor o Embargos, se pueden presentar el mismo día!
5.    Usted deberá revisar y firmar su caso y nosotros lo presentaremos ante el Tribunal de Bancarrota.
6.    Dentro de los próximos 20 a 40 días después de presentar la petición, el fideicomisario convocará a una "Junta de Acreedores". Esta toma lugar en un ambiente informal y durante dicha reunión usted será puesto bajo juramento y tanto el fideicomisario como los acreedores podrán interrogarlo. Usted deberá asistir a la reunión y contestar las preguntas con respecto a sus circunstancias financieras y de propiedad. Si un esposo y esposa han presentado una petición conjunta, los dos deben asistir a la reunión y contestar las preguntas.
7.  Dentro de 4 meses posteriores a la fecha de presentación de su caso, usted recibirá su carta de liquidación por correo. ¡Esto significa que su caso habrá terminado exitosamente y usted podrá comenzar de nuevo sin problemas financieros!

El Proceso del Capítulo 13

Un caso de Bancarrota Capítulo 13 típicamente se completa en un período de 3 a 5 años. A continuación, haremos un breve resumen del proceso de un Capítulo 13 de bancarrota:

1. Hacer una cita y venir a una de nuestras oficinas para recibir una consulta gratis con uno de nuestros abogados con experiencia en bancarrota. Después de determinar la mejor solución a su situación, usted podrá entonces, retener nuestros servicios legales. Nosotros lo guiaremos por el proceso de bancarrota y lo representaremos bajo las leyes federales de bancarrota.

2. Lo inscribiremos para participar en un curso de educación de crédito para el deudor, mismo que es obligatorio y que usted puede hacer por el teléfono o en línea. Cualquier persona que solicita protección bajo las leyes de bancarrota debe de cumplir con éste requisito. Antes de presentar un caso de Capítulo 13 usted debe tomar parte en la sesión de asesoría de crédito telefónica o por internet a través de una institución autorizada. Posteriormente, se le requerirá completar otro curso instructivo con respecto a gestiones financieras personales antes de la liquidación de su deuda.

3. Para preparar el caso, usted tendrá que proporcionar la siguiente información:

  • Una lista de todos los acreedores y la cantidad y la naturaleza de sus reclamos
  • La fuente, cantidad, y frecuencia de los ingresos de usted y de su conyugue (6 meses de talones de cheques)
  • Una lista de todas sus propiedades
  • Documentos de gravamen hipotecario
  • Una lista detallada de sus gastos mensuales, es decir, de alimento, ropa, casa, luz, impuestos, transporte, medicina, etc.
  • Los últimos dos años de declaraciones de impuestos

Presentar la petición detendrá todos esfuerzos de cobranza por parte de los acreedores.

4. Toma típicamente cerca de una (1) semana para preparar su caso. ¡Casos de Emergencia como: ejecución de una hipoteca, recuperaciones por parte del acreedor o embargos, se pueden presentar el mismo día!

5. Usted deberá revisar y firmar su caso y nosotros lo presentaremos ante el Tribunal de Bancarrota. Prepararemos un presupuesto y calcularemos la cantidad a pagar mediante el Plan del Capítulo 13. Los pagos del Plan comienzan el siguiente mes después de la fecha de presentación de la petición. Por ejemplo, si se presenta el primero de julio, el primer pago del Plan se tiene que realizar el primero de agosto. Los pagos del Plan, se tienen que hacer mensualmente en la misma fecha hasta que termine su caso.

6. Dentro de los próximos 20 a 40 días después de presentar la petición, el fideicomisario convocará a una "Junta de Acreedores". Esta toma lugar en un ambiente informal y durante dicha reunión, usted será puesto bajo juramento y ambos, tanto el fideicomisario como los acreedores puedrán interrogarlo. Usted debe asistir a la reunión y contestar las preguntas con respecto a sus circunstancias financieras y de propiedad. Si un esposo y esposa han presentado una petición conjunta, los dos deben asistir la reunión y contestar las preguntas.

7. Dentro de los próximos 2 a 3 meses posteriores a la fecha de presentación del caso, habrá una audiencia de confirmación a la cual usted deberá asistir y tendrá que contestar todas las preguntas necesarias.

8. Dentro de los próximos 3 a 5 años posteriores a la fecha de presentación, usted recibirá su carta de liquidación. ¡Esto significa que su caso habrá terminado exitosamente y usted podrá comenzar de nuevo sin problemas financieros! 

¿Cuál capítulo es el mejor para mí?

Elegibilidad / Prueba Financiera

Desde octubre del 2005, si sus ingresos son mayores de una cierta cantidad, usted no puede ser elegible para un Capítulo 7. Esto es conocido como "Prueba financiera".  Esta Prueba es complicada y la hacemos para asegurarnos de que usted es elegible para un Capítulo 7 antes de presentar el caso ante el Tribunal. Los ingresos actuales no deben de exceder la cantidad establecida por la "Prueba financiera" bajo la nueva ley de bancarrota. Para una sola persona los ingresos anuales no pueden ser de más de $48,140; para una pareja casada de dos personas no más de $64,878; para una familia de tres no más de $70,890 y hasta $79,477 para una familia de cuatro.

Para ser elegible para un Capítulo 13 usted debe de tener suficientes ingresos comprobables para pagar el Plan del Capítulo13 además de los pago(s) regulares del préstamo hipotecario, los impuestos sobre bienes raíces y gastos de manutención y mantenimiento típicos de una casa. El total de su cantidad de deudas no garantizadas no puede exceder $336.900 y deudas garantizadas no pueden exceder $1,010,650. Usted puede ser empleado, trabajar por su propia cuenta, recibir discapacidad, Seguro Social, beneficios de desempleo, recibir ingreso por renta o recibir posiblemente ayuda de su familia. Los propietarios de empresas pequeñas también pueden calificar para un Capítulo 13 y pueden seguir poseyendo y operando sus negocios.

Si usted es elegible, el pago del Plan no puede ser más de lo que usted puede pagar. Calculamos y preparamos un presupuesto práctico basado en sus ingresos, tamaño familiar, y gastos de manutención y mantenimiento del hogar. El pago de cada persona varía de acuerdo a sus circunstancias particulares. El Plan debe ser aprobado por el Tribunal y es nuestro trabajo, el de obtener la aprobación. El pago de deudas no garantizadas en el Capítulo 13 varía de 0% a 100% dependiendo de los ingresos del deudor y el tipo de deuda implicada.

La bancarrota es una ley Federal no ley del Estado, lo cual significa que todos los acreedores deben obedecer estas leyes inclusive, aquellos que se encuentran en otro estado. La ley de bancarrota es complicada y se actualiza con frecuencia. Por eso es importante tener a un abogado que esté capacitado y muy familiarizado con cómo los tribunales de bancarrota funcionan en su área en particular.

Los Costos

El costo del Tribunal para un Capítulo 13 es de $274.00; el costo para el Capítulo 7 es de $299.00. Los honorarios de abogado para ambos, capítulo 7 y el capítulo 13 varían dependiendo de la situación. No hay descuentos en honorarios de abogado a menos que usted vaya con "José en el callejón", pero entonces quién sabe con lo que usted se va a encontrar o qué clase de servicio va a recibir. Recuerde que "lo barato sale caro".

 Durante su consulta gratis, nosotros le daremos una cotización de los honorarios del abogado y cuánto costará presentar su caso.

Para un capítulo 7, todos los honorarios cotizados por el abogado deben de ser pagados antes de presentar el caso ante el tribunal. Ofrecemos facilidades, por lo cual no tendrá que desembolsar toda la cantidad en una sola exhibición. Para un capítulo 13, se debe pagar una porción de los honorarios antes de que se presente el caso ante el tribunal y el resto será incluido en el pago mensual del plan.

Tenga cuidado con abogados que dicen " cero enganche" y " pague después". Tampoco confíe en asistentes legales, ya que ellos no son abogados y no le pueden representar ante un Tribunal de justicia ni contra sus acreedores. El servicio de mala calidad y el asesoramiento jurídico mediocre lo pueden perjudicar durante muchos años.